Manuel Roman

Economista, madrileño, y con un agudo sentido de la coherencia inherente a las contradicciones humanas. Sólo así se explica mi dedicación al desarrollo territorial, y específicamente al desarrollo rural.

Porque de un economista que se especializa en economía internacional, como fue mi caso, se espera una brillante carrera en una de esas entidades a las que ahora acusamos, con razón, de haber llevado al mundo a la quiebra. Pero un conjunto de lecturas (Galbraith, Georgescu-Roegen) e influencias (Sampedro, Naredo, Jiménez Herrero) terminaron por llevarme  a valorar la importancia de los recursos naturales y abandonar el enfoque de años de carrera universitaria. Eso y un postgrado en Ordenación del Territorio, que fue lo que realmente me sirvió para canalizar una inquietud y convertirla en conocimientos aplicables.

Siempre con ganas de hacer cosas nuevas, he pasado por casi todos los estadios profesionales posibles: empresario, trabajador por cuenta propia y ajena, en organismos públicos y empresas privadas… los temas han ido evolucionando, probablemente porque yo lo hacía, hacia la gran cuestión: el desarrollo sostenible ¿es eso posible?
Ver el perfil de Manuel Roman Lorente en LinkedIn Ver el perfil de Manuel Roman Lorente
 

Anuncios